sábado, 22 de septiembre de 2018

Trabajo mental contra la eyaculación precoz


A la hora de poner solución al problema es importante saber las causas (como te hemos mostrado antes existen gran cantidad de situaciones que pueden llevar a esta situación), porque así el especialista sabrá cómo tratarte.

Pese a esto y la importancia de visitar a un médico, si crees sufrir este problema, puedes llevar a cabo una serie de ejercicios que te mostraremos a continuación para poder evitarlo.

Focalización sensorial

Es un ejercicio muy común para todos los problemas que conllevan estar nervioso y las disfunciones sexuales no son desde luego una excepción.

Se trata de que te tumbes y hagas respiraciones profundas para obtener paz, trabajando y concentrándote en dichas respiraciones.

En el caso del sexo, si tienes pareja deja que te acaricie mientras tú te concentras en las sensaciones que te produce esto, sin la presión de: “tengo que darle placer a ella”.

Tras este pequeño periodo donde no habrá coito, concéntrate cuando hagas el amor con tu pareja y no dejes que nada te distraiga, hacerlo despacio, prestando atención a cada sensación y verás cómo poco a poco la cosa va cambiando.

Esto es importante que lo hagas pausadamente, aunque sientas frustración, ya que será la única manera de que detectes el momento en el que surja el problema.

Háblalo con tu pareja (tanto si es estable como si no) e id poco a poco, sin prisa. Si te sientes frustrado puedes hacerle otras cosas a tu pareja que no incluyen la penetración y que seguramente le gustarán más.

Estas acciones pueden ser caricias, masturbación o el cunnilingus, así te quitarás la presión de tener que llegar al coito.

¿Cómo conseguir esto?

Como ya te he comentado antes tienes que trabajar en cada paso que das en el sexo, por ello has de ir poco a poco, para saber que sientes en cada momento y cuando llegue el momento en el que surge la eyaculación, saber cómo poner remedio para que no vuelva a suceder.

Lo primeros es que os hagáis caricias mutuamente (sin tocar los genitales), luego pasad a las caricias en tu órgano sexual, que es cuando comenzarás a sentir mayor excitación y cuando más atento deberás estar y sigue hasta ver el momento clave en el que la eyaculación precoz se produce.

Si no tienes pareja estable no te alarmes, haz lo mismo, sigue los pasos indicados, sin saltarte ninguno de ellos, está totalmente prohibido dirigirte directamente a estimular el pene.

Esto no lo conseguirás a la primera, no te preocupes, ve poco a poco, ya que te llevará unos días tanto reconocer el momento en el que se produce, como en eliminar el problema.